miércoles, 5 de octubre de 2011

Se inicia la excavación de los restos hallados en Tauro. MOGÁN

NOTICIAS
Los trabajos de campo, adjudicados con carácter de urgencia, durarán entre tres y cuatro semanas y permitirán obtener información  de interés sobre el yacimiento y los huesos, que fueron encontrados de forma casual por un padre y su hijo este verano.

Aunque las observaciones preliminares parecen avalar tanto la antigüedad de los restos, de al menos 500 años, como su interés histórico y científico, por cuanto podrían arrojar información abundante sobre las prácticas de funerarias seguidas por los aborígenes grancanarios, las tareas ahora iniciadas permitirán confirmar ambos extremos.

Los técnicos han comenzado a inspeccionar la que será su área de intervención. En los próximos días, procederán a excavar y levantar los restos que aún permanezcan enterrados. Una parte de ellos ya habían sido trasladados al Museo Canario de Las Palmas de Gran Canaria, cuando la autoridad judicial decretó que, dada la supuesta antigüedad de los mismos, la investigación no era de su competencia.

Tras su recuperación, los huesos serán llevados a unas instalaciones adecuadas, en las que los expertos procederán a realizar el inventario, descripción y estudio de las muestras conforme a los protocolos legal y técnicamente establecidos para, finalmente, ponerlos en relación con su  entorno y determinar el potencial arqueológico del mismo.

Los estudios comprenderán tanto el análisis bioantropológico de los restos humanos (determinación de sexo, edad, patologías, marcadores de actividad y, si el material presenta las condiciones adecuadas, estudio de ADN), como la determinación precisa de su antigüedad mediante el análisis de carbono 14 (C14).

Si bien dependerá de las dificultades que ofrezca el terreno, se estima que los trabajos de campo duren entre tres y cuatro semanas para luego continuar (durante dos o tres meses) en el laboratorio.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada